Avisar de contenido inadecuado

¿Cómo elegir una toalla?

{
}

Dado que en el blog de El Traficante de Linternas cada vez tenemos más visitantes de amas de casas que nos demandan respuestas a preguntas estúpidas, nos convertimos en amos que satisfacen la demanda de ellas dando respuestas para que sigan amando al presente blog.

¿Cómo elijo una toalla que seque bien?, pregunta una infeliz que no tiene otra cosa para hacer más que escribir a unos energúmenos sin rostro.

Tema de hoy: la toalla, podría proponer una maestra para una redacción escolar.

Quizás la característica más asombrosa de una toalla sea que se trata de un elemento que sirve para secar el cuerpo, y que, al mismo tiempo, se la considera sucia cuando está húmeda. ¿Y cómo se le quita dicha humedad? Pues con más humedad, ya que la única forma de dejarla limpia es lavándola con mucho agua, es decir humedeciéndola aún más. Contradicciones evidentes que las amas de casa amigas de este blog deberán tener presente.

Al mismo tiempo surge la incógnita a partir de los hechos fácticos de aquellas mujeres, que aman a sus casas, referente a que, cuando compran una toalla, la misma no seca sino hasta pasado unos cuantos intentos de secado. Así encontramos que las toallas usadas, que ya están experimentadas en recibir humedad, que están gastadas, que denominaríamos como viejas, que poseen experiencia, que cuentan con un número suficiente de canas en su imaginaria cabellera, son las que pueden dejar un cuerpo realmente seco, hacer que un rostro esté listo para salir a la calle luego de ser lavado para quitar las lagañas matutinas.

Quizás ya estamos en condiciones de pensar en una respuesta para nuestras amigas limpiadoras del hogar. Querida amiga, cuando concurra a adquirir una toalla, piense en estos consejos aportados por El Traficante de Linternas. Vaya y reclame en la tienda pertinente toallas viejas, experimentadas, y húmedas.

Desde el Traficante de Linternas seguiremos sosteniendo la defensa de todo lo viejo y húmedo, no tiremos la toalla de lo antiguo y acuoso, ya que lo nuevo y seco siempre será como una barrita de cereal light que promete sabores a manzanas que nunca llegan a tal.

{
}
{
}

Deja tu comentario ¿Cómo elegir una toalla?

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre